Muchas gracias Teruel

Siempre es un placer bajar a tierras turolenses. Gracias a Nacho y al resto de chicos y chicas de la Peña Los que Faltaban por contar con nosotros, a Poti «El Hijo de Freud» por abrirnos las puertas de su casa  y a todos los que estuvisteis apoyándonos. Cada vez que vamos a Teruel volvemos con una sonrisa de más, y un hígado de menos.

Pero el drunken convoy no se para, y la próxima parada tendrá lugar en Almenar de Soria, y el día de después en Talamantes. No se despisten, puede que Los Drunken Cowboys ya estemos de camino a su pueblo o ciudad…. y siempre tenemos sed….

0 comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.